cómo llegar Teléfono

Embalar un cuadro de forma segura

Embalar un cuadro de forma segura

El traslado o almacenaje de cuadros por parte de una empresa de mudanzas y guardamuebles en Cantabria es una tarea que requiere un cuidado especial a la hora de su manipulación. Por eso, antes de lamentar posibles daños, debemos prestar especial atención a su embalaje para que se mantengan perfectamente protegidos.

En ocasiones, los cuadros que se manipulan en una empresa de mudanzas y guardamuebles en Cantabria pueden ser piezas únicas o pueden tener un significado especial para el cliente, por lo que requieren una mayor protección para evitar incidencias.

Para embalar cuadros, existen diferentes maneras de hacerlo adecuadamente. Una de las más eficaces es envolverlos en papel film. De esta manera, lo protegemos del polvo, de la humedad y de la posible aparición de hongos.

Después, deberemos envolverlos con papel de burbuja para amortiguar los golpes que pudiera recibir. Es importante haberlo envuelto previamente con el papel film, ya que evitaremos que las burbujas puedan marcarse en el cuadro. Si el cuadro está enmarcado en cristal, haremos una “X” sobre el mismo con cinta adhesiva. Con esto, se consigue que permanezca en su sitio en caso de sufrir alguna rotura.

Otra de las partes delicadas a las que hay que prestarle especial atención son las esquinas. Para proporcionarle una mayor protección, es conveniente utilizar unas cantoneras de cartón o de espuma de polietileno.

Por último, usaremos una caja de cartón que se ajuste al tamaño del cuadro o hacer la caja a medida. Es fundamental que el tamaño de la caja sea correcto, ya que de lo contrario podrían producirse movimientos o roces que podrían dañar la pintura.

Ya solo nos queda sellar bien los bordes y escribir en rojo la palabra “FRÁGIL”, para que quienes lo manipulen tengan conocimiento de su fragilidad. En Mudanzas Revilla, sabemos de la importancia de un buen embalaje para el adecuado mantenimiento de tus cuadros.